21/2/14

El Papa saluda a delegados de OMP

“Saludo a los peregrinos de lengua española, en particular a los participantes en el Curso Internacional de Animación Misionera”




Los delegados que asistían al curso de Misionología en Roma han participado en la Audiencia con el Papa Francisco y allí han recibido este saludo tan especial. Desde allí nos mandan una este testimonio de lo que ha supuesto participar en este curso.


Todas la Iglesias para todo el mundo, este es el mensaje mejor resume y engloba la nuestra participación en el curso de misionología en Roma. Todos los participantes, en su mayoría Delegados Diocesanos de Misiones de España y América hemos vuelto a nuestras diócesis o iglesias particulares con ganas de trabajar para que todos nos impliquemos en la obra de la Evangelización confiada a la Iglesia, es decir, ir a todo el mundo anunciando el Evangelio de Cristo.

El presidente de la Obras Misionales Pontificias, Mons. Protase RugamBwa, Arzobispo Secretario Adjunto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos nos habló de la vocación misionera e insistió en que “Las Obras Pontificias Misionales, inspiradoras de vocaciones es el programa que nos debemos proponer para los años que vienen”… “son instrumentos de evangelización en la forma más directa y tradicional, y por ello les corresponde suscitar y mantener las vocaciones”. Para ello nos recordó que debemos insistir en la formación del Clero y de los religiosos en la misión y en la formación de líderes invitándonos a vivir la Unión Misionera en nuestras respectivas Diócesis o Iglesias particulares.

En la Audiencia con el Papa, unidos a todos los fieles, el Santo Padre, nos invitó a vivir la reconciliación o confesión como el sacramento que cura y que rehace a las personas. A todos los participantes nos ha conmovido su ternura y acercamiento a los enfermos. Pero sobre todo lo que nos ha llamado más la atención es su deseo de poner a la Iglesia en estado de misión que sale a las periferias, como lo dice en su exhortación apostólica Evangelii Gaudium.


Diez días intensos de vida eclesial, el ambiente creado entre todos nosotros, con nuestras experiencias y deseos de responder a ese llamado que Dios nos hace:  compartir el Evangelio a todas las gentes, nos ha permitido regresar con nuevo brío a nuestros apostolados para la obra de evangelización responsable con la Iglesia Universal.

Que Dios nos ayude a vivir la misión de Cristo y del Espíritu Santo en total sintonía con el amor del Padre por toda la humanidad, y que no nos encerremos en nuestras Iglesias particulares, son el deseo más profundo que llega a nuestros corazones y que nos impulsará en nuestra labor de animadores misioneros y colaboradores con la tarea de nuestros obispos, que son los primeros misioneros de nuestras diócesis, y como sucesores de los Apóstoles son enviados al mundo entero para Anunciar a Cristo y su Evangelio.


Rolando Ruiz Durán, sx

Más información y fotos: 
Julio: Por nuestros hermanos que se han alejado de la fe, para que, con nuestra oración puedan redescubrir la cercanía del Señor
Tribuna Misionera Estatuto de Obras Misionales Pontificias: "Puesta al día"

Publicaciones Misioneras


Revista Gesto Revista Supergesto Misioneros Illuminare